Etiquetado Gadis

¿Sabías que el 70% de los españoles afirma leer el etiquetado de los productos antes de realizar una compra? De acuerdo con los datos de 2019 incluidos en el informe del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, estos usuarios buscan en las etiquetas datos como la fecha de caducidad, los ingredientes o las condiciones de conservación. Pese a que la transparencia del etiquetado ha mejorado notablemente en los últimos años, los consumidores todavía hay ciertas dificultades a la hora de interpretarlo. Hace un tiempo, te hablamos sobre la importancia de realizar una compra informada; solo con la información adecuada puedes tomar la mejor decisión. Ese es uno de nuestros principios. Desde Gadis, queremos seguir ayudándote poniendo a tu alcance información fiable sobre el producto que ofrecemos, pero también queremos proporcionarte algunas claves para que puedas comprender mejor la información de las etiquetas, lo que refuerza nuestro compromiso con la compra responsable.

El compromiso de Gadis con la información

En Gadis, creemos que únicamente puedes tomar la mejor decisión de compra cuando dispones de la mayor cantidad de información posible sobre el producto: precio, lugar de origen, materias primas, certificaciones… Por eso, tratamos de facilitar todos los datos posibles sobre aquellos aspectos que el consumidor buscará analizar antes de realizar sus compras. En el caso de los productos de alimentación, la clave para una compra informada reside en saber interpretar todas sus etiquetas.

Es importante que tengas en cuenta que, además de la información nutricional, puedes encontrar otro tipo de etiquetado relacionado con los certificados de origen, de calidad alimentaria, ecológicos, etc. Sabemos que, en tu visita a nuestros supermercados, no siempre dispones del tiempo suficiente para analizar todos estos elementos. Por eso, desde Gadis, hemos desarrollado una señalética propia para ayudarte a localizar fácilmente los diferentes productos en los lineales. En concreto, encontrarás tres indicaciones específicas para:
Productos a la mejor relación calidad/precio. Cada semana lanzamos una serie de productos al mejor precio. Puedes identificarlos fácilmente a través de los folletos promocionales y de las señales “Tienes buen ojo” en los lineales, la pescadería, la carnicería y la charcutería. Cada semana cambian de color: amarillo, rojo y naranja, para que hacer la compra sea económico y muy sencillo.

Productos saludables. Esta señalética se creó pensando en las intolerancias y alergias alimentarias. En la sección de lácteos, los productos están clasificados por tipología para que los consumidores puedan encontrar lo que buscan sin dificultad. También puedes servirte de nuestra etiqueta “Sin gluten” con el fondo azul y la tipografía amarilla para localizar los productos aptos para quienes tienen ese tipo de intolerancia.
Productos ecológicos. En nuestros supermercados, puedes encontrar productos ecológicos de alimentación y limpieza y como, en muchas ocasiones, el tamaño pequeño de la certificación ecológica impide una fácil localización, hemos creado una etiqueta propia de “Producto Ecológico. Sabor en estado puro”. Busca un cuadrado con la palabra ecológico y hojas verdes en los lineales.
Además, en varias secciones tenemos otra señalización propia para identificar a la primera los productos eco:
● Agricultura ecológica (con espacios propios y etiquetaje específico en nuestra frutería)
● Acuicultura ecológica (etiqueta de pesca BIO, RICO, SOSTENIBLE).
En el caso de la sección de limpieza, ofrecemos productos que usan agentes tensioactivos naturales y en los que priman las sustancias naturales. Se reconocen por la etiqueta Ecolabel (flor con estrellas azules que representan los estados de la UE) que es una identificación señalizada por el fabricante (y nosotros la reforzamos con la nuestra en lineal😉).
Productos veganos. Además, con nuestro compromiso por la diversidad de productos señalizamos aquellos productos aptos para veganos. Hacer la compra es una acción que puede ser repetitiva, pero con la información adecuada es mucho más interesante y saludable, para nosotros y nuestro planeta.

¿Qué tipo de información ha de incluir el etiquetado?

¿Sabías que existe una parte del etiquetado que es obligatoria y que has de encontrar siempre en los productos? Es importante que lo tengas en cuenta para poder interpretar mejor las etiquetas. Cuando se trata de alimentos, esa información obligatoria tiene que estar disponible y ser fácilmente accesible. Si están envasados, esos datos se incluyen directamente en el envase o en una etiqueta sujeta al mismo. Tiene que situarse en un lugar destacado, de manera que sea fácilmente visible, claramente legible y, en su caso, indeleble. Ese etiquetado ha de incluir información referente a tres aspectos:
Información básica: identidad, composición, propiedades u otras características.
Protección y uso seguro: efectos sobre la salud, alérgenos, duración, almacenamiento y uso seguro.
Nutrición: información nutricional, también para consumidores con necesidades dietéticas especiales.

Según se establece en el Real Decreto 1334/1999, de 31 de julio, por el que se aprueba la Norma General de Etiquetado, Presentación y Publicidad de los Productos Alimenticios, el etiquetado tiene que incluir, de manera obligatoria, las siguientes indicaciones expresadas en español:
denominación del alimento
– lista de ingredientes (aparecerán en orden decreciente según la cantidad, no es obligatoria en los productos que proceden de un solo ingrediente como, por ejemplo, la fruta)
ingrediente o coadyuvante tecnológico que cause alergias o intolerancias
– cantidad de determinados ingredientes o de determinadas categorías de ingredientes que pueden causar alergias o intolerancias
cantidad neta del alimento (expresada en litros, centilitros, mililitros, kilogramos o gramos, según el tipo de producto)
fecha de duración mínima o la fecha de caducidad (no es lo mismo fecha de caducidad que de consumo preferente, ya que en el primer caso, si ha pasado, no debe consumirse el producto)
– condiciones especiales de conservación y/o las condiciones de utilización (pautas cuando el alimento tenga unas condiciones especiales de conservación y/o de utilización)
– nombre o la razón social y la dirección del operador de la empresa alimentaria
– país de origen o lugar de procedencia (puede indicarse el lugar de envasado)
modo de empleo
grado alcohólico para las bebidas que contengan más de 1,2% en volumen de alcohol
– información que permite conocer la trazabilidad del producto
información nutricional (incluirá el valor energético y las cantidades de grasas, grasas saturadas, hidratos de carbono, azúcares, proteínas y sal, que puedes aprender a interpretar pinchando aquí)

¿Y tú? ¿Formas parte del 70% que lee las etiquetas? ¿Buscas certificaciones especiales a la hora de realizar tu compra? ¿Se te resiste algo para entender el etiquetado? Ya sabes que estamos a tu disposición para cualquier duda o aclaración.

Deja un comentario