A mi hija de 2 años no le gusta la fruta, ¿qué puedo hacer?

No es algo poco habitual que a los niños pequeños no les guste la fruta. Es la otra gran guerra que tienen que enfrentar los padres, aunque a mucha distancia de la de las verduras, eso sí. Lo curioso de la fruta, es que los bebés la suelen comer encantados en potitos, pero luego no quieren las piezas enteras. ¿Qué podrías hacer en estos casos?

Come fruta con tus hijos y deja que ellos la elijan

Si comes fruta en frente de tus hijos, es más probable que ellos también lo hagan. Si ven que es un alimento que las personas más cercanas a ellos comen y disfrutan, hará que se presenten como algo más apetecible.

Por otro lado, hacer que tus hijos participen en el proceso de recolección en el supermercado les ayudará a comer la fruta. Esto crea en ellos una relación entre fruta y diversión que es ideal para ellos.

Presenta la fruta de forma original

Por ejemplo, es más probable que tus hijos se coman la fruta en rodajas que si está entera. Lo bueno es que la puedes presentar en una variedad de formas y texturas. Puedes hasta cortarla imitando algo que les gusta. También puedes probar con frutas congeladas, enlatadas, secas, además de zumo con 100% de fruta.

Otra forma alternativa de hacer la fruta más apetitosa para los niños es usando pegatinas de dibujos animados populares en la fruta. Crea el juego de que tienen que quitarla, pegarla en un papel y luego comerse la rodaja.

Combina o cocina la fruta con ingredientes atractivos para los niños

Puedes elaborar creaciones divertidas sin necesidad de cocinar. Ya que hay maneras fáciles de hacer que la fruta sea un poco más emocionante. Por ejemplo, puedes preparar un yogurt de helado de chocolate con trozos de fruta. Solo tienes que comprar yogurt en la sección refrigerada de tu Gadis de confianza, congelarlo y luego mezclarlo con la fruta en una trituradora.

También puedes preparar helados de frutas. Cocina puré de frutas (con frutos del bosque, plátanos, fresas, mangos, melocotón…) y luego congélalas en moldes de helado en forma de paleta.

Por último, y no menos importante, ¡sigue intentándolo! Cuando los niños son pequeños, cambian de gustos muy rápido. Hoy rechazan una comida porque les da miedo o no les gusta el sabor y mañana puede ser uno de sus bocados favoritos. En Gadis tienes una gran selección de frutas, ¡no te rindas hasta que pruebes con todas!

Deja un comentario