Recetas del mundo: Europa

Viajar. Descubrir nuevos países, nuevas culturas. Uno de los placeres de conocer lugares es sumergirse en su gastronomía. La cocina propia de cada zona está determinada por sus características sociales y ambientales. Sus productos naturales, su situación geográfica, su clima, las costumbres de sus habitantes…
Iniciamos con este artículo una serie de publicaciones dedicadas a descubrir la gastronomía de todo el mundo. Empezamos por nuestros vecinos más cercanos: Europa.

Ensalada de arenques (Suecia)

En toda la región de Escandinavia se cocina de forma sencilla pero variada. El pescado, sobre todo el arenque, ocupa el primer lugar. La ensalada de arenques o Sillsalad, como se llama en Suecia, está deliciosa.
Ingredientes para 4 personas

  • 3 arenques salados.
  • 250 g de patatas cocidas con piel.
  • 2 manzanas.
  • 100 g de pepinillos en vinagre.
  • 200 g de remolacha (ya preparada).

Para la salsa:

  • Caldo de carne.
  • 6 cucharadas de vinagre de vino.
  • 3 cucharadas soperas de AOVE.
  • 1 cucharada de postre de azúcar.
  • 1 cucharada sopera de mostaza picante.
  • ½ cucharada de postre de jengibre en polvo.
  • Sal y pimienta recién molida al gusto.

Para adornar:

  • 2 huevos cocidos.
  • Eneldo.

Preparación

  1. Lavar los arenques al grifo y para desalarlos cubrirlos totalmente con agua y dejarlos toda la noche a remojo. Al día siguiente, se sacan, se secan y se les quita la piel. Retirar las espinas y cortar los filetes en cuadraditos. Colocarlos en una fuente grande.
  2. Pelar las manzanas y trocear en cuadraditos. Hacer lo mismo con las patatas cocidas con piel, la remolacha y los pepinillos. Depositar todo en la fuente de los arenques.
  3. Para hacer la salsa, verter todos los ingredientes en el recipiente de la batidora y mezclarlos. Echarlos sobre la ensalada y revolver cuidadosamente con un cucharón. Si es necesario rectificar de sal.
  4. Dejar reposar la ensalada por lo menos una hora. Después, adornar con los huevos cocidos cortados en rodajas y con el eneldo.

Bacalao con patatas (Portugal)

El bacalhau es el pescado más importante de la cocina portuguesa. Se tiene constancia de que los marineros del tiempo de Colón aprendieron las técnicas de salado y secado para la conservación del pescado magro. Al bacalao se le corta la cabeza, retira las espinas y se sala, antes de pasar al proceso de secado.
Ingredientes para 4 personas:

  • 600 g de bacalao.
  • 400 ml de leche caliente.
  • 750 g de patatas.
  • 100 ml de AOVE.
  • 100 g de cebolla.
  • 60 g de zanahorias.
  • 60 g de apio.
  • 2 dientes de ajo.
  • 60 g de mantequilla.
  • Pimienta blanca recién molida.
  • Perejil.
  • 12 aceitunas negras.
  • 2 huevos cocidos.

Preparación:

  1. Colocar el bacalao con la piel hacia abajo en una fuente grande con agua fría. Dejarlo a remojo durante 12 horas en la nevera. Cambiar el agua varias veces.
  2. Sacar el bacalao de la fuente y aclararlo con agua. Pelarlo totalmente y revisar por si quedara alguna espina. De ser así, retirarla con una pinza.
  3. Partir el bacalao en trozos pequeños y colocarlos en una fuente. Rociarlos con la leche caliente y dejarlos macerar durante 1 hora.
  4. Pelar las patatas y trocearlas en rodajas finas. Calentar aceite en una sartén y rehogar la cebolla en aros, junto con la zanahoria en dados, apio en rodajas y el ajo partido muy fino. Retirar. Pasar un poco las patatas en el resto del aceite.
  5. Derretir la mantequilla y untar una fuente refractaria. Colocar en el fondo una capa de patatas, poner encima las verduras y, a continuación, el pescado. Por último, colocar otra capa de patatas, simulando escamas.
  6. Espolvorear con pimienta y perejil picado. Hornear durante 30 minutos a 200 ºC.
  7. Retirar y adornar con las aceitunas y los huevos cocidos en rodajas. De ser necesario, añadir más perejil.

Puntas de filete Stroganoff (Rusia)

Este típico plato ruso recibe su nombre del conde Sergei Grigoryevich Stroganov, alcalde de Odessa. Según cuenta la tradición, fueron los cocineros del conde los que idearon la receta para alimentar a los ciudadanos en una época de pobreza. Posteriormente, la receta fue adaptada por cocineros franceses y llamada puntas de filete Stroganoff.
Ingredientes para 2 personas:

  • 450 g de tiras de filete de ternera.
  • 100 g de jamón cocido.
  • 6 pepinillos en vinagre.
  • 2 chalotes.
  • 200 g de champiñones.
  • 20 g de mantequilla.
  • ½ cucharada de postre de mostaza de Dijon.
  • 100 ml de nata agria.
  • Sal.
  • Pimienta blanca recién molida.
  • Perejil.

Preparación:

  1. Cortar las tiras de filetes finas y el jamón en cuadraditos. Cortar los pepinillos en rodajas y reservar.
  2. Pelar los chalotes y partirlos fino. Limpiar los champiñones y partirlos en lonchas.
  3. Calentar la mantequilla y freír la carne en varias tandas. Reservar.
  4. Rehogar en la misma sartén los chalotes, hasta que queden transparentes. Añadir los pepinillos y el jamón cocido y sofreír durante 1 minuto. Por último, añadir los champiñones y dejar que se hagan a fuego lento, moviendo la sartén de cada poco.
  5. Cuando los champiñones estén listos, mezclar la mostaza. Agregar la nata agria y dejar que cueza todo hasta conseguir una salsa espesa.
  6. Cuando la salsa esté lista, añadir la carne y calentar, pero sin dejar cocer. Condimentar con sal y pimienta, espolvorear con perejil y servir al plato.

Como guarnición, este plato suele acompañarse de puré de patatas.

Tartaletas de merengue con espuma de castañas (Suiza)

Vermicelli, así se llama este postre tan apreciado por los suizos. Las mejores castañas de Suiza crecen en el valle de Bergell. Allí, rodeadas por grandes montañas de nieve, crecen gran cantidad de castañas grandes y sabrosas. El tiempo ideal para cosechar las castañas en el valle de Bergell es a mediados de octubre. Se almacenan en lugares frescos y ventilados para que duren todo el invierno.
Ingredientes para 4 personas:
Para las tartaletas de merengue:

  • 4 claras de huevo.
  • 100 g de azúcar.
  • 120 g de azúcar glass.

Para la espuma de castañas:

  • Una pizca de sal.
  • 100 ml de leche.
  • ½ palo de vainilla.
  • 350 ml de nata.
  • 120 g de azúcar.
  • 2 cucharadas de postre de ron.

Para adornar:

  • 125 ml de nata.
  • 1 cucharada de azúcar.
  • 2 cucharadas de pistachos partidos.
  • 2 higos frescos.

Preparación:

  1. Para hacer las tartaletas de merengue, hay que batir las claras a punto de nieve. Para ello es necesario batir añadiendo poco a poco el azúcar. Cuando estén listas se añade al azúcar glass, mezclando con una cuchara de madera.
  2. Llenar una manga pastelera con merengue y colocar una boquilla ancha. Sobre una bandeja con papel apto para el horno, dibujar espirales y rodear cada espiral con puntos alrededor. Dejar en el horno durante 6 horas a 70ºC.
  3. Para hacer la espuma de castañas, cortar las castañas por la parte redonda y tostarlas en el horno. Quitarles la cáscara mientras están calientes, ya que es más fácil. Ponerlas en una cazuela con un poco de sal y cubrirlas con agua. Cocer durante 50 minutos, hasta que estén blandas. Machacarlas y pasarlas por un tamiz fino.
  4. Cocer la leche con la vainilla. Cuando llegue a ebullición, retirar la vainilla, añadir el puré de castañas y cocerlo a fuego fuerte sin dejar de mover hasta que espese como una mousse. Agregar 100 ml nata y el azúcar y dejar cocer de nuevo. Después dejar enfriar.
  5. Por otro lado, batir el resto de la nata con el azúcar sobrante, añadir el ron y mezclarlo con el puré frío. Pasar la mezcla por el pasapurés. Distribuirlo en las tartaletas y adornarlo con la nata montada, los pistachos y los higos frescos.

Esperamos que os gusten estas recetas y que os animéis a hacerlas en casa. Somos conscientes de que alguna de ellas escapa de las recomendaciones de una dieta saludable. Pero si practicas una alimentación sana puedes disfrutar ocasionalmente de todo tipo de comidas. ¡Sobre todo si estás de visita en países que no conoces!    

Deja un comentario