ESCAPADAS RURALES EN FAMILIA

Con la llegada de la primavera nada nos apetece más que estar al aire libre. Las temperaturas más suaves, la explosión de olores y colores del campo. Si no tenéis plan para el fin de semana, os proponemos los siguientes pueblos de Galicia y Castilla y León que no os podéis perder.

Mondoñedo en familia

Provincia de Lugo, situado en la comarca de A Mariña central, Mondoñedo nos ofrece una maravilla de casco antiguo y naturaleza. Situado entre las sierras de Lourenzá, A Toxiza y los Montes de Enfesta. El Camino de Santiago cruza este pueblo dotándolo de servicios y una multiculturalidad muy interesante. Su impresionante catedral del S.XIII se puede conocer gracias a las visitas turístico-culturales que ofrecen en amplio horario que incluyen en el precio audioguías en 7 idiomas distintos. Puedes consultarlas aquí. En las inmediaciones puedes descubrir las Covas do Rei Cintolo. Las visitas son los fines de semana desde marzo a mediados de junio y desde octubre a mediados de diciembre. La edad mínima para realizar la visita a la cueva es de 12 años.

Fuente: David Daguerro/Wikipedia

Allariz en familia

Nos desplazamos hasta Ourense para conocer uno de los pueblos más bonitos de toda Galicia. El centro de Allariz fue declarado Conjunto Histórico-Artístico en 1971. Desde entonces, el centro histórico de Allariz sufrió una remodelación y rehabilitación que mereció el Premio Europeo de Urbanización. Además, podremos disfrutar de sus museos como el Museo Gallego del juguete, el de Moda o la casa-museo de Vicente Risco. Junto con los municipios limítrofes de A Bola, Rairiz de Veiga y Vilar de Santos, ha sido declarado Reserva de la Biosfera con el nombre de «Área de Allariz». Como curiosidad, posee un festival anual que, a través de un concurso de ideas, diseña un jardín que se mantiene durante todo un año hasta la primavera siguiente.

Cambados en familia

También conocida como la capital del Albariño, este pueblo enamora a todo visitante. Situado en la provincia de Pontevedra pertenece a la comarca del Salnés, en las Rías Baixas. Una villa marinera con gran peso en la historia gallega. No te puedes perder las ruinas de Santa Mariña, el pazo y plaza de Fefiñanes y la iglesia de San Benito. Otro gran atractivo es el paseo marítimo y su puerto deportivo. Cambados fue el hogar del famosísimo escritor Ramón Cabanillas y podemos visitar su casa-museo. También el museo etnográfico del vino. Pescados y mariscos son la estrella de la gastronomía así que no os vayáis sin daros un buen homenaje 😉 Después podéis pasear por alguna de las preciosísimas playas de arena fina que se encuentran en sus cercanías.

Fuente: Ayto Cambados

Bonilla de la Sierra en familia

Una de las joyas de la provincia de Ávila. Bonilla de la Sierra fue declarado Conjunto Histórico-Artístico el 4 de mayo de 1983. Durante siglos los distintos habitantes de la villa, reyes, obispos, cardenales y judíos fueron incrementando su historia y sus tesoros, especialmente los de la edad media castellana. El castillo, la plaza y la colegiata no te dejarán indiferente. Además de recorrer su centro amurallado con marcado carácter episcopal, sus alrededores están llenos de posibilidades. El Molino del Tío Alberto es una de esas joyas que esconde la provincia de Ávila bastante desconocida. Se ha convertido en el centro de interpretación de los Molinos del Río Cornejo y merece una buena visita. La sierra cuenta con distintas rutas que os permitirán disfrutar de la primavera al aire libre.

Fuente: Wikipedia

Candelario en familia

La villa de Candelario se ubica en la ladera de la sierra de su mismo nombre. Un entramado de calles en pendiente que le dotan de un encanto especial. No vamos a negar que el paseo por el interior de su casco urbano es cansado, pero siempre relajante y placentero. No hace falta correr, pero a los peques les encantará callejear. Es uno de los núcleos mejor conservados de la provincia, por eso se ganó en 1975 el título de Conjunto Histórico-Artístico. Por sus callejas fluyen sus conocidas regaderas: canalillos de agua cristalina recogida de las nieves de su sierra. Podemos el museo-casa chacinera con posibilidad de realizar una visita teatralizada. Gracias a esta visita se puede conocer cómo vivían sus habitantes durante el S.XIX y principios del S.XX.

Urueña en familia

Urueña se encuentra en Castilla y León, al noroeste de la provincia de Valladolid y enmarcada dentro de un paraje único como son los Montes de Torozos. Esta villa ostenta el privilegio de tener el perímetro amurallado mejor conservado de toda la provincia vallisoletana. Sus murallas, del siglo XIII unido al castillo, levantado en el siglo XI son dos maravillas medievales. Sin embargo, lo más característico de este pueblo no es su espectacular legado arquitectónico. En Urueña se encuentra un valioso conjunto de espacios dedicados a la música y al libro que forman sus 5 museos. Al parecer hay más librerías que bares, cosa insólita en España. No en vano, se le conoce como la villa del libro. Como guinda, cuenta con unos cuantos edificios singulares que no te querrás perder.

Fuente: Ayto Urueña

¿Con cuál te quedas? ¡Mándanos unas fotos de tu escapada rural en familia! Estamos deseando verlas

Deja un comentario