¿Cómo se prepara la carne para hamburguesas?

Un buen trozo de carne al punto que más te gusta, perfectamente intercalado entre un excelente pan y acompañado de otros ingredientes que potencien el sabor… Conocer cómo preparar la carne para hamburguesa te permitirá disfrutar de un bocado inigualable con el que darte un capricho de vez en cuando.

Trucos para preparar la carne de hamburguesa

Durante el proceso, hay varias cosas a las que debes prestar atención. Por ejemplo, dónde compras la carne y cómo la almacenas. También cuándo y cómo adobarla, a la vez que evitas el principal error al preparar hamburguesas: que queden secas. Estos son los consejos que debes seguir.

Un poco de grasa es necesaria

Para una alimentación saludable, la grasa es la gran enemiga. Pero si comes bien habitualmente, no tiene nada de malo consumirla ocasionalmente. Y lo cierto es que, para conseguir una buena hamburguesa, no puedes eludir la grasa. Los expertos recomiendan que elijas carne con más o menos un 20% de grasa. De lo contrario, la hamburguesa puede romperse o quedar seca.

carne de hamburguesa

Usa siempre carne fría y no sobrecargues

Aunque hay personas que son fans de hamburguesas muy grandes, poner demasiada carne facilita que el resultado no sea el esperado. Una bola redonda (tamaño bola de billar, más o menos) es la cantidad ideal y, generalmente, suficiente para una persona si la acompañas de un buen pan y algún que otro ingrediente como el tomate.

Por otro lado, al formar la hamburguesa, cuanto más fría esté la carne, más fácil será trabajar con ella. Así tendrás que amasarla durante menos tiempo. El orden correcto es: primero amasar, luego dar forma de bola y, por último, aplanar, manteniendo los bordes suaves.

No adobes la carne antes de hacer la hamburguesa

Si adobas la carne antes de empezar a darle forma de hamburguesa, lo más probable es que la seques. El motivo es que las distintas especies absorben los jugos de la carne (especialmente la sal). No lo notarás antes de cocinar, pero sí después en el resultado final. De hecho, lo ideal es añadir las especies poco antes de echar la carne a la sartén, plancha o parrilla.

Siguiendo todos estos pasos, tendrás una carne de hamburguesa única. Recuerda también que te puedes ahorrar todo este proceso y comprar tus hamburguesas recién hechas directamente en nuestros supermercados Gadis.

Deja un comentario