noticia Viernes 21 Mayo 2021
Hemos renovado nuestra colaboración con la Asociación de Bulimia y Anorexia de A Coruña (ABAC). Un apoyo que se mantiene de forma ininterrumpida desde hace 15 años y que, para la directora de la entidad, Fátima Pérez, resulta fundamental. Así lo explica: “Es un importante impulso porque, gracias a la cooperación de GADIS, hemos podido crear un fondo de becas que nos permite prestar asistencia de forma integral al menos a diez pacientes cada año”.

La entidad atiende en la actualidad a 96 personas, mayoritariamente de A Coruña, pero también de otras zonas de Galicia. Con un perfil variado de pacientes, ABAC aborda los trastornos de conducta alimentaria de manera multidisciplinar, con atención por parte de un equipo compuesto por nutricionista, psicólogo, psiquiatra y experto en Educación Física. Las familias también reciben el soporte de los profesionales de la institución.

La duración media del tratamiento es de cuatro años. De ahí que Fátima Pérez reitere lo valioso que es para ABAC que continuemos actualizando el convenio y colaborando periódicamente con otras iniciativas de la asociación. “Queremos dar visibilidad a estos trastornos”, explica la directora de esta institución, que ve en la concienciación social una de las claves de la prevención y la detección precoz. También le parece fundamental fomentar hábitos de vida saludables.
 
Potenciar una dieta equilibrada desde la infancia,  incluyendo la práctica de actividad física, es uno de los ejes de nuestro programa de Responsabilidad Social Corporativa.  Nuestro director de RSC, Antonio Cortés Lobato, no puede dejar de mostrar su satisfacción por nuestro vínculo con la institución, constituida en 1996.

“Nos parece encomiable la labor que realiza ABAC; su forma de trabajar, no solo con los pacientes, sino también con las familias. La cercanía forma parte de nuestro ADN empresarial y nos guía en el plan de RSC. Queremos seguir implicados con esta asociación y creemos que la mejor manera de dar nuestro apoyo es mediante este programa de becas”, finaliza Antonio Cortés.